Los realizadores de Telecinco piden la convocatoria de una asamblea para debatir el despido de un compañero y no descartan llevar a cabo paros

Madrid, 31 de marzo de 2005

La dirección de Telecinco ha decidido, el 29 de marzo, despedir a Alberto Arévalo, realizador de informativos, sin dar a conocer las causas al conjunto de la Redacción. Solo el colectivo profesional de realizadores ha sido informado de que la medida tiene relación con problemas en la producción de un reportaje para la noche del aniversario del 11-M que no llegó a emitirse por no llegar a tiempo. Como se sabe, un reportaje no es nunca responsabilidad exclusiva del realizador. Sin explicación oficial y pública de la dirección de Telecinco, la nota de los realizadores, distribuida al resto de los trabajadores, es la siguiente.

«El Colectivo de Realización, Equipos Técnicos y Post-producción quiere hacer constar su indignación ante el despido absolutamente injustificado de nuestro compañero Alberto Arévalo. Consideramos que esto no es más que una caza de brujas de la que nadie se siente libre. No se puede hablar, no se puede sugerir y no se pueden hacer respetar los derechos de los trabajadores en esta casa.
Alberto Arévalo ha sido despedido por cumplir con sus obligaciones más allá de lo que marca su contrato y sus derechos. La Dirección no asume las responsabilidades por las que supuestamente cobra, buscando la cabeza de turco en el eslabón más débil, que en este caso ha sido el realizador.
Si la Dirección no reconsidera el despido, lucharemos y nos movilizaremos hasta el final por la readmisión. Y si hay que parar, se para. Hemos solicitado a los comités de empresa que convoquen a las plantillas a una Asamblea donde se dará cuenta de los sucesos acaecidos y donde se concretará el calendario de las acciones a seguir. BASTA YA DE REPRESIÓN, DE AMENAZAS Y DE LA POLÍTICA DE MIEDO. ¿DÓNDE SE ESCONDEN LOS VERDADEROS RESPONSABLES?»

Deja un comentario