La FeSP rechaza que un periodista esté obligado a coincidir con la línea editorial de su medio

Santiago de Compostela, 27 de febrero de 2005. (Comunicado de la Junta Ejecutiva Federal de la FeSP).

La Junta Ejecutiva Federal de la Federación de Sindicatos de Periodistas (FeSP) muestra su preocupación por los argumentos respecto al derecho a la libertad de expresión de los periodistas que ha utilizado el Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de Madrid en una sentencia sobre el caso Frechoso. Esta organización expresa su solidaridad con Francisco Frechoso, del diario El Mundo, y espera que el Tribunal Constitucional (TC) anule ese fallo.

La FeSP ha conocido con sorpresa esa resolución, redactada por el magistrado Miguel Moreiras, y la ha analizado en Santiago de Compostela (La Coruña), donde esta Junta Ejecutiva Federal ha asistido al Congreso Constituyente del Sindicato de Xornalistas de Galicia (SXG). Decir que un empresario puede exigir a los periodistas que trabajan para él que se ajusten y sigan la línea editorial que él establezca, contradice la jurisprudencia del Tribunal Constitucional. En reiteradas ocasiones el TC ha indicado que un contrato laboral no puede privar al trabajador de los derechos que la Constitución le reconoce como ciudadano, entre ellos el de la libertad de expresión.

Sorprende que el TSJ madrileño haya utilizado como argumento una sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos y otra del Tribunal Constitucional español que no tienen nada que ver con el caso de Frechoso. El derecho a la información de los periodistas es un deber social y una obligación que tienen con la ciudadanía, y no con los empresarios, como interpreta el TSJ madrileño.

La Ejecutiva Federal de la FeSP también ha acordado celebrar su primer Congreso ordinario el próximo 28 de mayo.

Deja un comentario