La FeSP exige el máximo control sobre los despidos con la excusa de la crisis

Madrid, 18 de enero de 2009 (comunicado FeSP, foto Antonio Peiró)

La Federación de Sindicatos de Periodistas (FeSP) denuncia la actitud de distintas empresas de comunicación, que están aprovechando la crisis para reducir sus plantillas, en algunos casos sin justificación económica y de una manera salvaje.

La Junta Ejecutiva Federal de la FeSP –reunida este fin de semana en Madrid- ha constatado que los propietarios de muchos medios de comunicación pretenden llevar a cabo despidos en todas sus empresas, incluso en las que son rentables. Con ello pretenden reparar su mala gestión, en algunos casos acumulada durante años y años, amparándose en los problemas económicos actuales.

Ante esta actuación empresarial, la FeSP exige a la Inspección de Trabajo que mantenga un celo especial en su tarea, y reclama de la autoridad laboral que sea exigente al máximo a la hora de autorizar despidos.

Los trabajadores sufren la crisis económica como toda la ciudadanía, pero no son ellos quienes la han causado y no pueden ser los únicos que paguen sus consecuencias.

La FeSP expresa su solidaridad a los trabajadores del Grupo Zeta, que están amenazados con medio millar de despidos –una cuarta parte de la plantilla- y les anima a que continúen en su lucha contra un intento tan salvaje como éste de reducir personal.

La misma solidaridad expresamos a las plantillas de otros medios de comunicación que también atraviesan por procesos de despidos o por amenazas de que van a llegar.

Junta Ejecutiva Federal de la Federación de Sindicatos de Periodistas

Deja un comentario