El SPM destaca el positivo seguimiento de la huelga general

El responsable de Acción Sindical del Sindicato de Periodistas de Madrid (SPM), Manu Mediavilla, ha valorado muy positivamente el seguimiento de la huelga general del 29M en el ámbito de las empresas de la información y la comunicación de la Comunidad de Madrid.

En su opinión, la participación en los paros convocados los días 28 –prensa- y 29 de marzo ha sido “considerable”, con situaciones destacables como la registrada en la cadena autonómica de televisión Telemadrid, “que se ha quedado sin programación directamente”.

Asimismo, ha recordado que los periódicos, incluso aquellos que consiguieron sacar ediciones muy reducidas y con pocas páginas, no pudieron llegar en muchos casos a los kioscos porque falló la distribución o bien porque estos últimos cerraron.

Mediavilla, al término de la multitudinaria manifestación que este jueves colapsó el centro de la capital y a la que no faltó la afiliación del SPM, ha explicado que esta movilización de las trabajadoras y los trabajadores es una “respuesta rotunda” a la reforma laboral aprobada por el Gobierno del Partido Popular de Mariano Rajoy”.

Esa reforma constituye la mayor agresión a los derechos laborales y sociales de este país desde que tenemos democracia”, ha añadido. “Es una agresión brutal que seguiremos pagando durante generaciones, que es injusta, que no creará empleo y que en realidad, desde el punto de vista del periodismo, no sólo supone una agresión muy fuerte a nuestros derechos laborales sino que, también, supone una agresión brutal al derecho a la información de la ciudadanía”.

Un gran retroceso

El responsable del SPM ha recalcado los principales efectos de la reforma:

  1. Se está aprovechando la ocasión para cerrar medios, hacer Expedientes de Regulación de Empleo (ERE) baratos, con sólo 20 días de indemnización por año trabajado, con un máximo de 12 mensualidades.
  2. Se están realizando despidos masivos por razones organizativas y por casusas económicas, también a 20 días por año.
  3. Se está abaratando notablemente las condiciones laborales en todos los medios.

Así, ha denunciado que, desde que se aprobó la reforma laboral, las empresas están forzando la renegociación de todos los convenios laborales a la baja, con menos derechos y una nueva sub-categoría profesional para las nuevas incorporaciones que, en la práctica, no contempla indemnización alguna por despido.

Con lo cual las empresas van a tener ahora muy fácil contratar a un periodista de menos de 30 años, tenerlo durante doce meses trabajando a pleno rendimiento y, antes de que acabe el año, cuando le falte un día, despedirlo sin tenerle que pagar ni un solo un día de indemnización”, ha aclarado Mediavillla.

Y luego no hablemos de la situación de los periodistas a la pieza, freelance, porque esos se han quedado sin ningún derecho. Simplemente están a las expensas de las migajas que les puedan regalar los empresarios y portarse lo mejor posible porque, de lo contrario, no van a recibir ningún encargo de colaboración”.

Precariedad = manipulación

El responsable de Acción Sindical del SPM ha insistido en que un periodismo en precario es “el pasaporte más rápido a una información manipulada”.

De esta forma, se ha preguntado: “¿Qué periodista en precario va a poder negarse y exigir que se respete su ética profesional en una situación de indefensión ante su empresa? ¿Qué va a pasar con eso?”.

Su respuesta:”que la información va a tener peor calidad, que la información va estar más manipulada, que no va a haber una información independiente y auténticamente profesional, veraz, plural, y que la ciudadanía recibirá una información adulterada, caducada, como si de un yogur se tratara”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*