Becarios: masivo fraude de ley

Madrid, 12 de noviembre de 2007 (fotos Antonio Peiró)

Resumen de las principales conclusiones de la mesa redonda organizada por el Departamento de “Periodismo 1” de la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense y el Sindicato de Periodistas de Madrid, a la que han asistidohoy casi un centenar de alumnos.

FÉLIX ORTEGA – Profesor de Sociología.

“El periodismo está caracterizado hoypor lo que se denomina la “arbitrariedad estructural”, que significa que desde que se entra en la profesión, y durante gran parte de su ejercicio, hay una gran inestabilidad normativa, una gran jerarquización y, sobretodo, una gran vulnerabilidad de quienes no detentan posiciones relevantes en el oficio”.

“Becario es una persona que tiene una recompensa económica para seguir sus estudios o para profundizar en ellos, pero en el periodismo no significa eso. Es mano de obra barata, gratis”.

“El periodismo español va en una dirección bastante clara, desde mi punto de vista bastante poco presentable, desplazando el énfasis de la información, que es el trabajo propio del periodista, hacia la influencia, que es su gran estrategia”.

“Este modelo, que algunos llaman “pluralista polarizado”, caracterizado por un bajo rigor informativo, más vinculado a la opinión, se está radicalizando por el lado menos profesional. Es un modelo al que podemos denominar “periodismo sin información”, donde, bajo el rótulo de periodismo, todo es posible. El todo vale se ha convertido en el gran lema del oficio”.

“Los que están empezando imitan a sus mayores y piensan que algún día llegarán a tener lo que tienen sus modelos, poder e influencia. De eso se trata. Entienden que el presente bien puede ser miserable porque el futuro que les espera es radiante, pero ya veremos porque el problema que tiene el periodismo español es que es una profesión que, desde dentro, se está desintegrando”.

JOSÉ LUIS DEL HIERRO – Profesor de Filosofía del Derecho.

“Estamos ante un masivo fraude de ley en el tema de los becarios, lo que significa hacer pasar por una cosa lo que en realidad es otra. Esta afirmación no es mía, es del Tribunal Supremo que ha establecido las características fundamentales de lo que tiene que ser un becario”.

“Hay dos sentencias, una de noviembre de 2005 y otra anterior, de 1998, en las que se dice que el elemento fundamental es que el becario realiza ciertas tareas pero no en calidad de contraprestación sino de aportación de un mérito para hacerse acreedor de la beca y disminuir la carga de onerosidad que la beca representa. Lo esencial es que, aclara, la beca tiene como finalidad primaria facilitar el estudio y la incorporación del becario y no la de incorporar los resultados o frutos del estudio o trabajo de forma centralizada al patrimonio de la persona que la otorga”.

“Lo que no puede un becario de ninguna de las maneras es realizar una labor que tenga que desempeñar una categoría profesional establecida, no puede realizar labores de redacción, ser un redactor, o cualquiera de las otras categorías con las que se organice un medio de comunicación, sea escrito, de radio o de televisión”.

“Es un tema tan antiguo como el neoliberalismo pero algunos creíamos que el estado social de derecho había ayudado a cambiar estas cosas, uno de cuyos pilares es la contestación laboral organizada frente al modelo liberal, en cuya génesis están los partidos obreristas y los sindicatos”.

AGUSTÍN YANEL – Secretario general del SPM.

“De las dos posibilidades que ofrece el título de esta mesa redonda “oportunidades y abusos” los becarios son, sobretodo, objeto mayoritario de abusos”.

“Los estudiantes creen que asumiendo todo, haciendo 10 horas mejor que 4, trabajando fines de semana, por la noche, etc. conseguirán quedarse en ese medio de comunicación. Es falso. Durante algún tiempo, y en algunos casos, fue una vía importante de acceso. Hoy en día, cada vez menos porque cada vez hay más estudiantes y las empresas tienen a sus puertas una fila interminable de ellos esperando para trabajar gratis. No es cierto que callándose y aceptando todo se vaya a lograr un puesto de trabajo”.

“Responsables de todo esto, todos un poco: universidad, comités de empresa, estudiantes y empresarios”.

“En el caso de la Federación de Sindicatos de Periodistas y, en concreto, en el Sindicato de Periodistas de Madrid, estamos empeñados en que esto sí que sea asunto de los comités de empresa y que estos problemas se contemplen en los convenios colectivos. De hecho, tenemos un “dodecálogo del buen becario” que intentamos que se cumpla”.

IGNACIO ESCOLAR – Director del periódico “Público”.

“Creo que hay más de 3.000 licenciados al año y no hay más de 3.000 periodistas trabajando en condiciones laborales dignas en España, como mucho 4.000, así que cada año salen tantos periodistas como hay trabajando”.

“En los últimos años, aparte la burbuja de internet, ha habido poca generación de empleo en las redacciones consolidadas, es más, yo creo que ha habido reducciones. Así que, las empresas hacen lo que hacen porque pueden hacerlo”.

“Os quiero animar a que accedáis a alguna beca porque, independientemente de que no haya que estar expuesto a seis meses trabajando y luego a un contrato de tres meses y luego después te tengo de colaborador y luego te hago un contrato pero con una ETT, sí que es una manera de entrar en una redacción y de aprender. Eso sí, estoy de acuerdo en que no se puede aceptar todo”.

“En los últimos 20 años, muy pocas redacciones pasarían una inspección laboral, desde luego no en una televisión local, pero tampoco las consolidadas”.

Deja un comentario