Apoyo de la FeSP a los periodistas portugueses

Madrid, 22 de septiembre de 2007

La Federación de Sindicatos de Periodistas – de la que forma parte el Sindicato de Periodistas de madrid (SPM) – se ha dirigido a Alfredo Maya, presidente del Sindicato dos Jornalistas (SJ), para manifestarle “nuestro total respaldo en vuestra lucha por preservar los derechos de los periodistas portugueses ante el ataque a nuestra profesión que representa el nuevo Estatuto de Periodista aprobado el jueves pasado por el Parlamento de vuestro país.”

La FeSP entiende “que las reformas aprobadas a iniciativa del Gobierno incorporan restricciones a la libertad de información y un ataque directo a la independencia profesional sin la cual toda democracia está amenazada.”

Por último, asegura a los periodistas del vecino país: “Compartimos vuestra preocupación e instamos a las fuerzas políticas que han apoyado estas medidas restrictivas del derecho a la información a que recapaciten sobre el grave daño que están infiriendo a la libertad de la ciudadanía portuguesa.

Los periodistas portugueses de luto por su Estatuto

Los recortes al Estatuto del Periodista fueron aprobados sólo con los votos del Partido Socialista (PS), aunque el Partido Social Demócrata (PSD) y el Centro Democrático Social – Partido Popular (CDS-PP) acompañaron al PS en el rechazo de las propuestas presentadas por el Partido Comunista Portugués (PCP) y por el Bloco de Esquerda (BE), que pretendían proteger los derechos de autor de los periodistas.

Esta es la materia central del rechazo del Sindicato dos Jornalistas (SJ) al nuevo Estatuto ya que legaliza el “despojo de las creaciones de los periodistas y de los riesgos para la diversidad y el pluralismo informativo”, señala el sindicato en un comunicado.

Al consagrar la posibilidad de que las empresas y los grupos económicos reutilicen libremente los trabajos de los periodistas en todos los órganos de información que posean, “la ley ataca el derecho de los periodistas a decidir sobre el futuro de sus obras y crea condiciones para el estrechamiento de los puntos de vista y de los ángulos de análisis que, en democracia, son condiciones para el enriquecimento de la opinión pública”, dice el sindicato.

Por otro lado, la nueva ley confiere legitimidad a las jefaturas para introducir modificaciones en los trabajos de los periodistas, incluso sin su consentimento, “lo que abre el camino a la manipulación y la censura”.

El SJ señala que la nueva ley tampoco asegura la protección del secreto profesional de los periodistas, al mantener la situación vigente respecto a los casos en que puede ser ordenado su quebrantamiento en qualquier investigación criminal, y resalta que esta medida supone un retroceso del Partido Socialista con respecto al compromiso de mejorar la protección presentado en el Programa Electoral y en el Programa de Gobierno.

El Sindicato dos Jornalistas indica tambiénque esta nueva ley ha sidoaprobada precisamente el dia en que se cumplen cinco años de la detención del periodista Manso Preto, quien rechazó revelar una fuente confidencial de información en una declaración como testigo.

Deja un comentario